02.- Hexagrama 2 Lo Receptivo I Ching OnLine

Visitas: 881

Hexagrama 02 Lo Receptivo Los Artistas y el I Ching Laura Paradiso El Pozo de Agua

Hexagrama 02 Lo Receptivo Los Artistas y el I Ching Laura Paradiso El Pozo de Agua

Lo Receptivo y el Rectángulo Áureo

Lo Receptivo representa el principio Yin,  La Tierra, siguiendo dócil el movimiento a lo cual Yang, El Cielo, la incita. Por eso no requiere ningún propósito ni esfuerzo.

Así la Tierra genera todas las criaturas, cada una según su especie.

Y precisamente por eso no se requiere ninguna intención.  Ella se ofrece y todo toma la forma por sí mismo, tal y como debe ser, para ser bello; pues la vida lleva dentro de sí la luz que expresa la ley del Cielo.

 

 

La segunda línea de el Hexagrama Lo Receptivo, La Tierra, nos cuenta como su regente, las claves de la materialidad.

“Rectilíneo, rectangular, grande. Sin propósito,

sin embargo nada queda que no se vea fomentado.”

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

” La belleza es una manifestación de las leyes secretas de la naturaleza” Goethe

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

La naturaleza despliega su geometría automáticamente, perfecta y eficientemente. Es dócil, porque sigue la línea de menor resistencia. Es eficiente, porque es la que requiere la menor cantidad de energía. Por eso es simple.

Wang Bi (226-249-dc) Un Joven pensador Chino

Comenta acerca de La segunda línea de lo Receptivo – como regente del signo- encarna a la perfección la naturaleza de la Tierra: hace que las cosas sigan su curso espontáneo, que broten por sí mismas sin interferir en ellas, ni siquiera para perfeccionarlas, de manera que la eficacia se completa por sí misma. De ahí que el texto  nos cuente que aún sin esforzarse, no hay nada que no sea favorable.

I Ching On Line Miami Los Angeles México Argentina España. La Materialización

La segunda línea de este hexagrama, es la que encierra el misterio de la materialización. Como el Rectángulo Áureo que nos habla de la divina proporción.

Así también se resalta el carácter femenino de este hexagrama emparejado con Lo Creativo. Encierra el concepto de “dejarse conducir” como la Tierra se deja llevar por la fuerza creativa que se establece desde este mismo orden cósmico. Desde la fuente.

La divina proporción, representada por el rectángulo áureo,  es el hilo de oro que teje a través del tapiz de la creación, uniendo elementos diversos y contrastantes en un todo armonioso.

Lo Receptivo se encuentra caracterizado por la entrega, la flexibilidad, la suavidad, y la nutrición. Es un momento para seguir, para asistir, para escuchar, para dejarse conducir.

Lo Receptivo como Sustancia vital gesta, es la instancia donde la Energía Vital, espiritual y activa de lo Creativo se despliega y cobra forma. Toda la información para que un roble se despliegue en su totalidad se encuentra dentro de la semilla del roble, no  hay nada que agregar. La tierra permanece abierta y en ese permanecer permite el despliegue de esa semilla para dar lugar a que el roble sea y se exprese como tal. Está toda la información ahí. Solo hay que cuidar lo que se está gestando.

“La Madre Tierra es el símbolo del vientre generoso que alimenta, da vida y vitalidad a todo lo que habita en ella”

Malidoma Somé

 

Lo Receptivo se despliega en un enigmático silencio, sumido en una profunda oscuridad. Como una madre gestando. Ella continúa con su actividad y sin embargo esta nueva vida se gesta a través de ella, a su tiempo, en el orden y el tiempo que señala lo creativo. Ella no decide, si se forma primero el corazón o el cerebro, si será nena o varón. No interviene ya que todo esa información se encuentra implícita en la semilla que acaba de despertar. No hace falta nada más que contener nutrir y permitir que la vida crezca en su interior.

El proceso de la materialización es un proceso muy misterioso, porque es interno, oscuro y silencioso. Los humanos somos expertos en destruir, pero materializar es bastante más complejo. El Paso de la idea a la forma es parte de este misterio.

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España. El Espíritu

Así como cada uno de nosotros somos guiados por nuestro espíritu. Lo Receptivo se deja guiar, no intenta ponerse en el lugar de lo creativo ya que desde esa postura comienzan las complicaciones, se sale de rol y la creación se transforma en un debate. Esta idea del debate la expresa la sexta línea, donde el dragón ataca al falso dragón y ambos principios se ven perjudicados.

Richard Wilhelm en un párrafo del Dictamen dice respecto a lo Receptivo:

“Cuando lo posible se vuelve real y lo espiritual se torna espacial, se trata de un acontecimiento que se produce siempre merced a un designio individual y restrictivo.”

I Ching OnLine Miami Los Angeles México Argentina España

¿Por qué es restrictivo?

 

Porque cuando se inicio el proceso de manifestación y esa energía fue encausada, tomo un rumbo. Algo se definió. En lo Creativo se encuentran todas las posibilidades en forma de semilla. En lo receptivo esa posibilidad toma una forma. Una forma definida. Esa forma que se encontraba implícita en la semilla de lo creativo y no otra cosa. Por eso me encanta ilustrar esto con un poco de humor donde el Olmo pierde la paciencia y nos dice “¡No doy peras!”

 

 

La receptividad a la que nos invita este hexagrama es la receptividad de la tierra fértil sin la cual lo Creativo no puede echar raíz en nuestra vida. Seguramente nos cueste mucho comprender la misteriosa acción de lo Receptivo, connotada como la apertura, el seguimiento y la entrega.

Un período como este, es una invitación a dejarnos llevar, como en una danza de pareja. Sumergirnos en el silencio, permanecer asintiendo a lo que la vida nos propone. Puede que en muchos momentos, justamente porque el proceso es silencioso y oscuro, nos cueste comprender su propósito. Lo receptivo es abundante y próspero, no juzga. Ciertamente este es un tiempo de dejarnos conducir y confiar en que la vida siempre tiene razón.

A continuación les dejo un video de Jonathan Quintin sobre el rectángulo Áureo que nos muestra como en su despliegue lo Receptivo toma las leyes de lo Creativo y las hace suyas en este misterioso proceso de materialización. Disfrútenlo

Laura Paradiso


Tu donación, por pequeña que sea, surge de la gratitud y es una bella forma de equilibrar el dar y el recibir.  Si disfrutaste de este artículo o te ayudo a esclarecer algún tema, gracias por tu reconocimiento. Tu elijes el monto.

Argentina  a través de MERCADOPAGO          

    Otros Países a través de PAYPAL



en la versión de Richard Wilhelm podemos ver:

K’un / Lo Receptivo

arriba K’un, Lo Receptivo, la Tierra

abajo K’un, Lo Receptivo, la Tierra

Todas las líneas que componen el signo son trazos partidos. La línea partida corresponde al principio primario umbrío, blando, receptivo del Yin. La cualidad intrínseca del signo es la entrega ferviente, su imagen es la tierra. Es la perfecta pieza complementaria de lo Creativo, su contraparte, no lo opuesto; una complementación y no una hostilización. Es la naturaleza frente al espíritu, la tierra frente al cielo, lo espacial frente a lo temporal, lo femenino maternal frente a lo masculino paternal. Empero, el fundamento de esta contraparte, aplicado a circunstancias humanas, se encuentra no sólo en las relaciones entre el hombre y la mujer, sino también entre el príncipe y el ministro o el padre y el hijo: más aún, hasta en los individuos se halla esta dualidad en la coexistencia de lo espiritual con lo sensual.
No obstante, no puede hablarse de un verdadero dualismo, pues entre ambos signos subsiste la relación de una clara jerarquía. Desde luego, lo Receptivo en sí mismo es tan importante como lo Creativo. Pero merced a la cualidad de la entrega ferviente queda señalada la posición de esta fuerza primaria frente a lo creativo: debe quedar bajo la guía de lo creativo, recibiendo su estímulo, y así su efecto será venturoso. Únicamente cuando esta fuerza sale de su posición y pretende colocarse junto a lo creativo en igualdad de condiciones, se torna maligna. Surge en este caso el antagonismo y la lucha contra lo Creativo, de consecuencias desventuradas para ambas partes.


EL DICTAMEN

Lo receptivo obra elevado éxito,
propiciante por la perseverancia de una yegua.
Cuando el noble ha de emprender algo y quiere avanzar,
se extravía; mas si va en seguimiento encuentra conducción.
Es propicio encontrar amigos al Oeste y al Sur,
Evitar los amigos al Este y al Norte.
Una tranquila perseverancia trae ventura.

Las cuatro direcciones fundamentales de lo Creativo: «Elevado éxito propiciante por la perseverancia », se encuentran también corno calificación de lo Receptivo. Sólo que la perseverancia se define aquí con mayor precisión como perseverancia de una yegua. Lo Receptivo designa la realidad espacial frente a la posibilidad espiritual de lo creativo. Cuando lo posible se vuelve real y lo espiritual se torna espacial, se trata de un acontecimiento que se produce siempre merced a un designio individual restrictivo. Esto queda indicado por el hecho de que aquí a la expresión «perseverancia» se le añade la definición más concreta «de una yegua». El caballo le corresponde a la tierra así coma el dragón al cielo: en virtud de su infatigable movimiento a través de la planicie simboliza la vasta espacialidad de la tierra. Se elige la expresión «yegua» porque en la yegua se combinan la fuerza y velocidad del caballo con la suavidad y docilidad de la vaca.
Únicamente porque está a la altura de lo que es esencial en lo Creativo puede la naturaleza realizar aquello a lo cual lo Creativo la incita. Su riqueza consiste en el hecho de alimentar a todos los seres y su grandeza en el hecho de otorgar belleza y magnificencia a todas las cosas. Da así origen a la prosperidad de todo lo viviente. Mientras que lo Creativo engendra las cosas, éstas son paridas por lo Receptivo. (1)
Traducido a circunstancias humanas, se trata de conducirse de acuerdo con la situación dada. Uno no se encuentra en posición independiente, sino que cumple las funciones auxiliares. Entonces es cuestión de rendir algo. No de tratar de conducir pues así uno sólo se extraviaría sino de dejarse conducir: en eso consiste la tarea. Si uno sabe adoptar frente al destino una actitud de entrega, encontrará con seguridad la conducción que le corresponde. El noble se deja guiar. No avanza ciegamente, sino que deduce de las circunstancias qué es lo que se espera de él, y obedece este señalamiento del destino.
Puesto que uno debe rendir algo, le hacen falta ayudantes y amigos a la hora de la labor y del esfuerzo, una vez firmemente definidas las ideas que deben convertirse en realidad. Esa época del trabajo y del esfuerzo se expresa con la mención del Oeste y del Sur. Pues el Sur y el Oeste constituyen el símbolo del sitio donde lo Receptivo trabaja para lo Creativo, como lo hace la naturaleza en el verano y en el otoño; si en ese momento no, junta uno todas sus fuerzas, no llevará a término la labor que debe realizar. Por eso, obtener amistades significa, en este caso precisamente, encontrar el rendimiento. Pero aparte del trabajo y del esfuerzo, también existe una época de planificación y ordenamiento; ésta requiere soledad. El Este simboliza el sitio donde uno recibe los mandatos de su señor y el Norte el sitio donde se rinde cuentas sobre lo realizado. Ahí es cuestión de permanecer solo y de ser objetivo. En esa hora sagrada es necesario privarse de los compañeros a fin de que los odios v favores de las partes no enturbien la pureza.


(1) «Hay aquí una concepción parecida a la que expresa Goethe en los versos:
Contemplad pues con humilde mirada
la pieza maestra de la eterna tejedora:
como anima mil hebras una sola pisada,
las lanzaderas disparan a un lado y a otro
y las hebras fluyen encontrándose
y un solo golpe sella mil uniones;
esto no lo reunió ella mendigando,
lo ha ido maquinando desde la eternidad
a fin de que el externo gran maestro
pueda tranquilo urdir la trama. »

LA IMAGEN

El estado de la Tierra es la receptiva entrega.
Así el noble, de naturaleza amplia, sostiene al mundo externo.

Así como existe un solo Cielo, también existe una sola Tierra. Pero mientras que en el caso del cielo la duplicación del signo significa duración temporal, en el caso de la tierra equivale a la extensión espacial y a la firmeza con que ésta sostiene y mantiene todo lo que vive y actúa. Sin exclusiones, la tierra, en su ferviente entrega, sostiene el bien y el mal. Así el noble cultiva su carácter haciéndolo amplio, sólido y capaz de dar sostén de modo que pueda portar y soportar a los hombres y las cosas.

LAS DIFERENTES LINEAS

Al comienzo un seis significa:
Cuando se pisa escarcha, se aproxima el hielo firme.

Así como la energía luminosa representa la vida, la fuerza sombría representa la muerte. En el otoño, cuando se precipito la temprana escarcha, sólo comienza a desplegarse la fuerza de la oscuridad y del frío. Luego de los primeros indicios y conforme a leyes fijas, las manifestaciones de la muerte se irán multiplicando paulatinamente hasta que al fin se presente el rígido invierno con su hielo. Exactamente lo mismo sucede en la vida. Cuando aparecen ciertas señales apenas perceptibles de decadencia, la cosa continuará hasta que finalmente se produzca el ocaso. Pero en la vida pueden tomarse precauciones si se tienen en cuenta las señales de la decadencia y se las encara a tiempo.


Seis en el segundo puesto significa:
Rectilíneo, rectangular, grande.
Sin propósito, y sin embargo nada queda que no se vea fomentado.

El Cielo tiene por símbolo el círculo, la Tierra el cuadrado rectangular. Por lo tanto lo rectangular es una propiedad primaria de la tierra. En cambio, el movimiento rectilíneo es primariamente una propiedad de lo Creativo, al igual que el grandor. Todas las cosas rectangulares, empero, tienen su raíz en la línea recta y forman a su vez magnitudes cúbicas. Cuando en las matemáticas se discriminan líneas, planos v cuerpos, de las líneas rectas resultan superficies rectangulares v de las superficies rectangulares magnitudes cúbicas. Lo Receptivo se orienta conforme a las cualidades de lo Creativo y las hace suyas. Así una recta se convierte en un cuadrado y un cuadrado en un cubo. Es ésta la simple entrega a las leyes de lo creativo, sin agregarles ni quitarles nada. De ahí que lo Receptivo no requiera ningún propósito ni esfuerzo en particular, y todo se endereza. La naturaleza engendra a los seres sin falsedad, he ahí su derechura: es tranquila y silenciosa, he ahí su rectangularidad: no se niega a tolerar a ninguno de los seres, he ahí su grandeza.
Por eso, sin maquinación externa ni propósitos particulares ella alcanza lo justo para todos. Para el hombre es señal de suprema sabiduría lograr que sus actos sean tan obvios como los de la naturaleza.


Seis en el tercer puesto significa:
Líneas ocultas; se es capaz de permanecer perseverante.
Si acaso sigues al servicio de un rey,
¡no busques obras, sino llévalas a cabo!

Si uno está libre de vanidad, podrá ocultar sus excelencias de modo que no atraigan antes de tiempo la atención pública. Así podrá madurar en silencio. Cuando las circunstancias lo requieran también podrá destacarse en la vida pública. Él no busca hechos consumados que se le acrediten como méritos; antes bien espera establecer causas activas, vale decir que da cumplimiento a sus obras de tal modo que resulten fructíferas para lo porvenir.


Seis en el cuarto puesto significa:
Bolsa atada. Ninguna tacha; ningún elogio.

Lo sombrío se abre al moverse y se cierra cuando reposa. Aquí se señala la más rigurosa reserva. La época es peligrosa: toda ostentación conduciría o bien a la hostilidad de adversarios sumamente poderosos si uno se propusiera luchar contra ellos, o bien a un reconocimiento mal entendido si uno se mostrara negligente. Así pues, es cuestión de enclaustrarse, ya sea en la soledad, ya sea en el torbellino mundanal; porque también allí puede uno ocultarse perfectamente de modo que nadie lo reconozca.


Seis en el quinto puesto significa:
Ropa interior amarilla trae elevada ventura.

El amarillo es el color de la tierra y del centro, el símbolo de lo confiable y de lo auténtico. La ropa interior tiene adornos que no llaman la atención: un símbolo de distinguida reserva. Cuando alguien está llamado a actuar en una posición destacada más no independiente, el éxito verdadero dependerá de una máxima discreción. La autenticidad y finura no deben destacarse directamente, si no manifestarse tan sólo mediatamente como efecto que surge desde adentro.


Al tope un seis significa:
Dragones luchan en la pradera.
Su sangre es negra y amarilla.

En el puesto más alto lo sombrío debería retroceder ante lo luminoso. Si pretende afirmarse en este puesto, que no le cuadra, y en vez de servir pretende dominar, atrae sobre sí la ira de lo fuerte. Se produce la lucha en la cual cae derribado, pero en esa lucha se perjudican sin embargo ambas partes.
El dragón, símbolo del cielo, acude y combate al falso dragón cuya imagen ha adoptado lo terreno en esta subida. El negro azulado es el color del cielo, el amarillo es el color de la tierra. Cuando se derrama, pues, sangre negra y amarilla, es señal de que debido a esta lucha, que no es natural, ambas fuerzas fundamentales sufren daño. (2)

(2) Mientras que la línea superior de lo Creativo muestra la soberbia de los titanes y forma un paralelo con el mito griego de ICARO, se ve en la línea superior de lo Receptivo un paralelo con el mito de LUCIFER, quien se rebela contra la suprema divinidad; o bien un paralelo con la lucha de los poderes de las tinieblas contra los dioses del Walhalla que concluye con el ocaso de los dioses.


Cuando aparecen puros seis, significa:
Es propicia una constante perseverancia.

Cuando se presentan sólo seis, el signo de lo Receptivo se transforma en el signo de lo Creativo. Adquiere así la fuerza de la duración en el mantenimiento de lo recto. Si bien no hay, ningún progreso en ello, tampoco hay, retroceso alguno.

 

 

 

Paradiso, Laura (lunes, 20 de junio de 2016). elpozodeagua.blogspot.com .[http://iching-elpozodeagua.blogspot.com/2016/06/lo-receptivo-y-el-rectangulo-aureo.html] . Recuperado de http://iching-elpozodeagua.blogspot.com

Solicita tu entrevista

El Pozo de Agua

Curso de I Ching

I Ching modalidad a Distancia

WhatsApp (+54911) 57182899 

E-mail: ichingelpozodeagua@gmail.com

WebSite: iching-elpozodeagua.blogspot.com

 

(Visited 694 times, 1 visits today)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *